(Domino, 2003)

Ante la evidencia de que Wilco probablemente nunca volverán a ser lo que eran o parecían ser (es decir la típica banda de roots y Americana), alguno debe sentirse terriblemente abandonado. No es éste mi caso. El mercado está repleto, casi saturado de este tipo de oferta, y por otro lado seguir la interesantísima evolución de Jeff Tweedy resulta todo un placer. Últimamente este tipo no da puntada sin hilo.

Loose Fur es un proyecto paralelo de Tweedy en colaboración con Jim O'Rourke (encargo de las mezclas de "Yankee Hotel Foxtrot") y Glen Kotche (batería actual de Wilco). Son grabaciones anteriores al propio "Yankee Hotel Foxtrot", aunque hayan tenido que esperar hasta ahora para ver la luz. En ellas Tweedy parece haber buscado cancha amplia para explorar con total libertad sus nuevas inclinaciones experimentales. Por su parte O'Rourke parece haber buscado la compañía de un compositor pop de altura, y así desarrollar su propia faceta poppy, ya plasmada en "Insignificance", disco en el que por cierto también se dejaron caer Tweedy y Kotche. Éste último por su parte demuestra otra vez el extraordinario percusionista que es, intuitivo, libre, pero firme cuando quiere y cree que debe. Y siendo éste, en principio uno de eso discos sin pretensiones, casi de andar por casa, sorprende lo sólido del resultado final.

Para completo horror de los nostálgicos de Uncle Tupelo, el disco se abre con "Laminated Cats", una canción de Tweedy tratada con un obsesivo ritmo sintetizado que protege su inconfundible voz, hasta que el tema es roto por las improvisaciones instrumentales, tensas y fulgurantes. Es un comienzo tan desconcertante como clarificador: éste es un disco algo raro sin duda, pero excelente. "Elegant Tranasction" nos trae O'Rourke con una melodía que parece puro McCartney, pero encuentra un arreglo flotante y progresivo, remachado con inexplicables punteos de banjo y una larga improvisación instrumental. Con "So Long" O'Rourke ofrece otra muestra de su talento para las melodías escuela Beatle, pero en este caso su voz es continuamente atacada y entorpecida por la impertinente guitarra de Tweedy, que dibuja unos punteos atonales y ruidosos, completamente ajenas a la propia canción, que parecen puro "Trout Mask Replica". Mientras, a Kotche parece habérsele caído al suelo con estrépito toda su batería de cocina. Finalmente todo el caos se resuelve con una armonías de voces que parecen puro bálsamo.

Tweedy retorna a la voz solista en "You Were Wrong". Es una de sus personales canciones de amor agridulce, en las que podemos oírle cantar "Te equivocaste al confiar/ en mi/ cuando te marchas/ no estás ausente/ en mi", sobre una cadencia dulce, pero progresivamente intensa, convergente con la desencantada letra. Frente al instrumental "Liquidation Totale" a medio camino entre lo roots (banjo) y el Avant Garde, suena a plena normalidad. Y para el cierre Tweedy se reserva una de las mejores canciones que jamás haya grabado, "Chinese Apple", una de esas miniaturas preciosistas que a veces esconde en sus discos, frágiles y transparentes, y que señalan la verdadera clase innata de este hombre para el pop.

Más sustancial de lo que aparenta, "Loose Fur" parece tratarse de esa clase de glosas o notas al margen que con el paso del tiempo parece más importantes que el propio texto principal. Y sin duda es otra extraña delicia desde la amplia despensa de Tweedy y O'Rourke.

ENRIQUE MARTINEZ